EL SIGNIFICADO DE LA CUARESMA

1

EL SIGNIFICADO DE LA CUARESMA

EL SIGNIFICADO DE LA CUARESMA

La Cuaresma es un Camino y un Tiempo de santificación del hombre y glorificación a Dios, que implica un Proceso que Prepara hacia la Pascua. (Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo).

Decimos que es un Tiempo: porque es la experiencia del encuentro con Dios, como tiempo Kairótico, durante los 40 días del tiempo Cronológico.

Y decimos que es un Camino: porque somos peregrinos cuya Patria no es la Terrenal, sino la Celestial. Cf Ap 21, Is 65,17-25. Este camino Cuaresmal tiene varios tipos de travesía que nos enriquecen, como ser:

  • Un Camino Espiritual: Porque lleva a un examen de conciencia que suscita arrepentimiento y produce una conversión. Se da un movimiento de adentro hacia afuera de uno mismo.
  • Un Camino Litúrgico: Porque se conmemora el recorrido de purificación por 40 días de los personajes del AT, en especial el pueblo de Israel; y la preparación de la Misión de Jesús por 40 días en el desierto en el contenido del NT.
  • Un Camino Social: Porque la conversión de Bien Personal se vuelve también conversión de bien común, que beneficia al prójimo.
  • Un Camino Existencial: Porque es un cambio continuo, que hace un eterno Hoy, lo que lo hace una cuestión de convicción y no de emoción.

Este tiempo y camino de santificación humana expresa acciones concretas durante su proceso, que llevan a combatir las tentaciones, los pecados y las estructuras de pecado. Entre las acciones concretas están:

    • El Ayuno: Que es expresión de uno mismo en aras de la salvación, ya que no es la privatización sino la privación de algo que me encanta, pero que con amor entrego a quien lo necesita.
    • La Penitencia: Que es la expresión de amor hacia los demás, ya que no se queda en uno mismo, sino que se expresa, se exterioriza.
  • La Oración: Que es expresión de amor a Dios, ya que el ofrecimiento que sale de sí mismo lo hace hacia Dios y por Dios.

 

Claro que hay otras acciones puntuales que generen esa actitud antipecaminosa, como ser: el saludar a los demás, el ser agradecido, el expresar cumplidos, el expresar cuánto se ama a alguien, perdonar, etc.

Sólo así, habrá una genuina o auténtica Preparación, que hará sanar lo herido, levantar lo caído y resucitar lo muerto. Pues, un verdadero encuentro con Cristo cambia la vida entera, tal como lo expresa el Papa Benedicto XVI en su encíclica: Deus Caritas Est: “Nadie es el mismo al conocer a Cristo, marca un antes y un después”.

Haz que ésta Cuaresma marque la diferencia, para que tu Semana Santa y la Pascua la vivas, demostrando que en verdad te has sabido preparar. El banquete ya está listo; pero los recipientes para servirlo y las manos de los comensales pueda que estén sucias para recibirlos. ¡Cristo te espera, no lo hagas esperar más!

/ Sin categoría

Share the Post

About the Author

Comments

No comment yet.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *